Los Préstamos del Programa de Reindustrialización 2016 Siguen Siendo Interesantes

17 marzo 2016

Habían corrido bastantes rumores acerca de las modificaciones que el Ministerio de Industria estaba contemplando introducir en la nueva convocatoria 2016 del Programa de Ayudas de Reindustrialización y Competitividad Industrial y al final, tras su publicación el pasado 9 de Marzo, parece desprenderse que los cambios han sido mínimos y de poca importancia.

Se hablaba, por ejemplo, de una suavización de los criterios de puntuación de viabilidad económica y financiera para acceder a los distintos niveles de clasificación (calificación mínima como “satisfactoria”, intermedia como “buena” y máxima como “excelente”) y, sin embargo, éstos se han mantenido totalmente igual, sin variar un ápice las puntuaciones ni los conceptos.

También se comentaba que se iba a eliminar totalmente el requisito del aval, no debiéndose ya de presentar por un importe del 10% de la financiación, aunque ya era un porcentaje muy optimizado, y al final tampoco se ha variado.

Asimismo se hablaba de una reducción de los tipos de interés y éstos han variado, en sus tres niveles, mínimamente. Curiosamente el interés mínimo ha subido ligeramente desde el 1,656% hasta el 1,705%.

Así, la modificación más apreciable se reduce a la posibilidad de incrementar el porcentaje de la financiación avalada si se quiere conseguir un mejor tipo de interés. Es decir, que si tras la Resolución provisional, y una vez que se presentó con la solicitud el aval por el 10%, se obtiene, por ejemplo, la calificación de situación económico-financiera de “buena”, es posible optar a la de “excelente” y mejorar, por tanto, el tipo de interés avalando por un importe superior al 40%.

No obstante, aunque por debajo de las expectativas, puede decirse que el Programa continúa despertando interés en el tejido industrial español, especialmente en las PYMES, sobre las que recaen las condiciones financieras más exigentes por parte de los bancos, aun cuando se trate ya de PYMES de un tamaño importante, con una facturación cercana al tope máximo de 50 millones de euros.

De esta forma, aunque a primera vista puede resultar un tipo de interés elevado si se compara con el Euribor a 1 año, ha de tenerse en cuenta que se trata de un interés fijo, que se mantendrá durante toda la vida del préstamo, es decir, durante 10 años. Es muy difícil que una entidad financiera pueda ofrecer estas condiciones, de hecho, por ejemplo, el ICO, en su línea para Empresas y Emprendedores 2016, sitúa los tipos fijos en préstamos a 10 años con 1 de carencia en el entorno del 5,5%. En el caso del Programa de Reindustrialización estamos hablando de 3 años de carencia y, además, sin ningún tipo de comisión de apertura y siendo sólo necesario avalar por el 10%.

Por último, señalar que la dotación presupuestaria sigue siendo elevada, 546 millones de euros, sin contar con las dotaciones para zonas específicas como Extremadura, Canarias, Teruel, Jaén, Soria, etc…, prácticamente la misma del año pasado, que tuvo excedente, si sumamos los Programas de Reindus General y Competitividad que se encontraban separados.

Por Juan Carlos Serrano Granados, Director Gerente de Prointem